Beller Digital

CMD asegura en hospital de Puerto Plata faltan médicos

Doris Pantaleón
Santo Domingo

En la provincia Puerto Plata hay escasez de médicos de la mayoría de las especialidades, entre estos nefrólogos, endocrinólogos, intensivistas, neumólogos, cardiólogos, internistas y médicos familiares, mientras que de 92 galenos que hay en su hospital principal, el Ricardo Limardo, el 99 por ciento supera los 50 años, por lo que la ley le ampara para no hacer guardias presenciales nocturnas.

De ese total de médicos asignados, insuficientes para atender la demanda de una población que supera los 400 mil, solo uno tiene menos de 50 años, mientras escasean enfermeras, bionalistas y personal de apoyo. Allí desde hace 15 años no se hace un concurso para nombrar personal, estando sustentado mayormente en médicos generales, pediatras, ortopedas y ginecoobstetras.

Con ese panorama respondió el doctor  Jhonny Tavares Capellán, presidente de la filial del CMD en Puerto Plata,  a declaraciones del director del Servicio Nacional de Salud (SNS), Nelson Rodríguez Monegro, de que en el país  se gradúan sobre los 2,800 médicos más de los que el sistema necesita o está en capacidad de asumir.

En declaraciones por la vía telefónica, el doctor Tavárez Capellán dijo que ese hospital está en una situación de precariedades en todas sus áreas, entre ellas el recurso por excelencia que es su personal humano donde de 92 médicos, el 99 por ciento pasa de 50 años.

Dijo que como la ley 60-97 plantea que los médicos después de 50 años deben ser retirados de las guardias presenciales y servicios nocturnos, el hospital se ha quedado sin capacidad legal para exigir el servicio, ya que tiene un solo médico menor de 50 años, lo que está generando represión de parte de las autoridades.

Señaló que fruto de eso se le ha planteado al SNS que se creen mecanismos para que las guardias le sean pagadas a médicos jóvenes para irlos insertarlos en el sistema. Dijo que el hospital tiene 118 enfermeras nombradas y 23 se pagan por nómina, que son pocas, además una gran cantidad de ese personal ha envejecido.

Ese hospital, explicó, fue inaugurado en 1960, cuando la población no superaba los 60 mil habitantes, pero hoy la provincia tiene 400 mil habitantes, además de que su radio de acción se extiende a la Costa Norte, por asunto geológico, por lo que la mayoría de la gente de Gaspar Hernández y Río San Juan acude allá.

Sobre las bioanalistas, dijo que hay un grupo de ese personal que fue contratada de manera nominal con un sueldo de apenas 10,000 pesos mientras que las que tienen nombramiento ganan 30,000 pesos, lo que genera conflictos, siendo el servicio de laboratorio el que sustenta financieramente el hospital a través de las cotizaciones a Senasa.

“Aquí faltan la mayoría de las especialidades, el hospital no tiene un intensivista a pesar de ser docente universitario, tiene una caricatura de unidad de cuidados intensivos sin ventiladores ni gasómetro,  y fruto de la remodelación se ha reducido la capacidad de camas del centro”.

Señaló que otra cosa que afecta al hospital es que está en un proceso de remodelación desde hace seis años y que aunque hace seis meses fue declarado en emergencia porque no puede dar respuesta a la sobredemanda de atención, ninguna autoridad del sistema ha ido a dar alguna respuesta a las demandas.

Deja un comentario

Galería de fotos

Designed by Sotecomp 809-344-7777